El jefe de Bancada del Movimiento Al Socialismo, diputado Gualberto Arispe, demandó este viernes que cuatro ministros de Estado y el presidente de la Administradora Boliviana de Caminos renuncien a sus cargos por estar presuntamente involucrados en el “plan negro” y por los hechos de corrupción en la entidad estatal.

Se trata de las carteras de: Gobierno, Eduardo del Castillo; de Justicia, Iván Lima; de Defensa, Edmundo Novillo, y de Obras Públicas, Édgar Montaño.

“Deben estar fuera de nuestro Gobierno, por supuesto. Los cuatro (Lima, Del Castillo, Novillo y Montaño) deben renunciar por cuestión ética y moral. Tienen que renunciar las autoridades por estar involucrados en corrupción y en el plan negro contra Evo Morales”, enfatizó el legislador oficialista, ante la pregunta de si las cuatro autoridades deben alejarse del Gobierno.