El ex presidente Evo Morales fue invitado por el gobierno de México precedido por Juan Manuel Andrés López Obrados, para que participe de los actos oficiales por su independencia. Por otro lado, El líder de los cocaleros no fue bien recibido por los parlamentarios PAN, que lo recibieron con pancartas, rechazando su visita, y vitoreos que le decían “narcodictador y delincuente electoral ” entre otros calificativos.