La reina Isabel II de Inglaterra falleció de “vejez” el pasado 8 de septiembre a los 96 años de edad, según su certificado de defunción publicado este jueves.

Después de 70 años de reinado, Isabel II falleció a las 15:10hora local y en mismo recoge también la profesión de la fallecida: “Su Majestad la Reina”, según este documento publicado por los Archivos Nacionales de Escocia. La monarca murió en su residencia privada del castillo de Balmoral.