El 5 de septiembre de 1986 es una fecha que marca un cambio general en el comportamiento, pensamiento y sentir del hombre cruceño. Ese día viernes, el inquieto y amante de la naturaleza Prof. Noel Kempff Mercado se encontraba en la meseta de Caparuch o Huanchaca, frontera con el Brasil, haciendo unos estudios sobre la flora y fauna de la zona en compañía del científico español Vicente Castelló, el guía Franklin Parada y el piloto de la avioneta Juan Cochamanidis. Al momento de sobrevolar lo alto de la meseta avistaron una pista de aterrizaje que no debía estar ahí porque se presumía que era una zona deshabitada, por lo que decidieron aterrizar. Al hacerlo, hombres armados surgieron de la maleza y disparan contra el grupo de científicos matando a don Noel Kempff Mercado, al piloto y al guía, logrando escapar el científico español, quien se refugia en los matorrales del bosque.