Es un nuevo reconocimiento dedicado a la solidaridad de los futbolistas. El nombre del trofeo es en honor al ex futbolista brasileño que falleció en 2011. El ex volante Rai, con pasado en el PSG y la Canarinha, fue el encargado de otorgar la distinción a Sadio Mané, la estrella del Bayern Múnich que se caracteriza por sus iniciativas sociales en Senegal.